El nacimiento de SAHAGÚN a partir del Martirio Romano en CEA

El 27 de Noviembre es el día de San Facundo y San Primitivo

Si bien los relatos difieren dado que datan del siglo III, los hermanos Facundo y Primitivo serían hijos de san Marcelo y Santa Nonia, y vivieron en los alrededores del Río Cea, situado en la actual provincia de León, España. Según la leyenda, fueron duramente torturados por negarse a rendir tributo a un famoso ídolo romano, ya que profesaban la religión de Jesús, siendo inútiles algunas de las torturas aplicadas.

El 27 de noviembre de cada año, el calendario del Santoral Católico le dedica el día a los mártires San Facundo y San Primitivo.

Los datos históricos de estos hermanos son confusos. Los testimonios conservados sobre la fecha de su martirio difieren, debido a que El Breviario de Sahagún dicta que los hechos sucedieron en el reinado de Marco Aurelio entre los años 161 y 180, mientras Ático era cónsul en España. Pero un pergamino del siglo XI sitúa el martirio de Facundo y Primitivo en el siglo III, cuando eran cónsules Ático y Pretextato.


Según testimonios, el Ático llegó a la guarnición romana de Cea, y mandó publicar un edicto por el cual los moradores de las comarcas debían ofrecer sacrificio a un ídolo romano. Como Facundo y Primitivo se negaron por ser cristianos, fueron encarcelados.

Durante el martirio, los jóvenes continuaron firmes a su fe, por lo que Ático multiplicó las torturas. Cuando el sofista acusador vio que al hacerles beber una pócima mortal, sobrevivieron, se convirtió al cristianismo.
Los peores martirios continuaron siendo aplicados sobre Primitivo y Facundo, hasta que les vaciaron los ojos de sus órbitas y fueron colgados de un hastial muy alto cabeza abajo. Cuando creyeron que estaban muertos, la muchedumbre los vio indemnes y curados.

Como la multitud consideró estar viendo a dos seres divinos, Ático ordenó cortarles las cabezas para impedir que los proclamaran reyes. Tras la decapitación, brotaron de sus cuellos sangre y agua. Luego de matarlos, sus cuerpos fueron arrojados al río Cea.

Tras arrojarse los cuerpos en el río, al ser encontrados, fueron enterrados, construyéndose más tarde en el lugar el monasterio y la villa de Sahagún, al sureste de la provincia de León. Se cree que esto pudo suceder hacia el año 304, cuando la piedad cristiana los llamó Domnos Sanctos (Señores Santos). Este nombre derivó más tarde a Sanctus Facundus, después a Sant Fagun , luego a Safagun, y finalmente Sahagún, cuando la 'f' perdió su sonoridad para convertirse en 'h' muda

Entradas populares de este blog

Un pescador de Cistierna captura una trucha de casi 9 kilos en el Río Esla